Canarias y Baleares llevarán una propuesta común de acciones para la COP 27 y el CONAMA 2022

Canarias contará con actos propios en los programas oficiales de la Cumbre del Clima, la cita internacional más importante sobre cambio climático, y el Congreso Nacional de Medio Ambiente

Los consejeros regionales José Antonio Valbuena y Juan Pedro Yllanes han mantenido un encuentro de trabajo para analizar, entre otros asuntos, las estrategias de cada archipiélago para su descarbonización

Valbuena destacó las previsiones para los próximos cinco meses en los que se espera superara el gigavatio de potencia instalada con renovables

La Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Gobierno de Canarias y la Conselleria de Transición Energética, Sectores Productivos y Memoria Democrática del Gobierno Balear defenderán una propuesta común de acciones como territorios archipelágicos durante la próxima Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP27) y el Congreso Nacional de Medio Ambiente (CONAMA). Ambas citas tendrán lugar a lo largo del mes de noviembre.

Así lo han expuesto los consejeros de ambos departamentos, José Antonio Valbuena y Juan Pedro Yllanes, quienes han mantenido este viernes un encuentro de trabajo para terminar de perfilar esta iniciativa y para abordar otros asuntos como los planes de descarbonización en los que ambos ejecutivos trabajan a corto y medio plazo.

Valbuena ha subrayado que “Canarias, aparte de los actos comunes que compartirá con Baleares, tendrá una de las presencias más destacadas de su historia en los programas oficiales de ambos eventos tomando parte en charlas, actos y ponencias de relevancia sobre materias como renovables, resiliencia, gobernanza climática, sostenibilidad, economía circular, urbanismo, movilidad o planificación hidráulica en los territorios insulares”.

El consejero destacó que la COP27 se celebra en un momento en el que Canarias se encuentra a punto de alcanzar el 30% de potencia instalada con energías renovables en grandes parques con la previsión de superar el gigavatio a finales de marzo de 2023. “Esto supone un incremento de más de 400 gigavatios durante esta legislatura, lo que supera la potencia instalada en el período de 2011 a 2019, sumado al autoconsumo, que se ha multiplicado por diez en los últimos dos años”, señaló.

Además, Valbuena defendió que el archipiélago se incluya en la regulación nacional del mercado de almacenamiento para gestionar de manera eficiente el excedente de energía renovable y evitar así vertidos a la red; así como la habilitación de criterios de creación de comunidades energéticas en el territorio y que se posibilite la implantación de mecanismos PPA (Power Purchase Agreement) para la compraventa de energía.

El vicepresidente del Govern, Juan Pedro Yllanes, ha indicado que “Baleares se encuentra en la zona cero del cambio climático y el Mediterráneo está sufriendo variaciones térmicas que están afectando ya a todos los niveles de la sociedad, desde efectos en las cosechas a afectaciones en el sector comercial. Cuando hablamos de las consecuencias del cambio climático, no solo hablamos del aumento de temperaturas, sino de las consecuencias de ese aumento en nuestra salud. Por ello, desde las administraciones debemos seguir actuando”.

Ambos consejeros han coincidido en la necesidad de abordar en estas citas medioambientales el marco regulatorio y de gobernanza que las islas tienen que llevar a cabo para impulsar la transición energética y para poder establecer medidas que ayuden a aumentar la resiliencia ante el cambio climático.

La jornada de trabajo ha consistido en diferentes reuniones de los equipos que conforman ambas consejerías autonómicas y en una visita a las instalaciones de la Plataforma Oceánica de Canarias (PLOCAN) para analizar distintos proyectos de interés que puedan ser replicables en Baleares.

Durante las reuniones de la mañana, Yllanes ha querido ahondar en la agenda de la transición energética de Canarias, que apuesta por diversificar las fuentes de energía renovables con tecnologías como la eólica y los saltos hidráulicos para alcanzar su descarbonización total en 2040.

Por su parte, Valbuena ha mostrado interés por el funcionamiento de la empresa pública de energía de las Islas Baleares, el Instituto Balear de la Energía (IBE), un ente que impulsa la descarbonización de las islas y la democratización de la energía, gracias al impulso de los autoconsumos compartidos.

Ir arriba