6:36 pm martes, 14 julio 2020

Native Flashradio V3

El Cabildo elabora un mapa detallado de riesgo sísmico en La Laguna

Una quincena de investigadores del Instituto Volcanológico de Canarias (INVOLCAN), una entidad dependiente del Cabildo Insular de Tenerife, han realizado centenares de medidas de ruido sísmico en 453 puntos de observación seleccionados del casco de San Cristóbal de La Laguna y sus alrededores durante los meses de junio, julio y agosto de 2019. Este estudio ha sido presentado hoy en el salón Noble del Cabildo insular de Tenerife con la presencia del presidente de la corporación Pedro Martín, el alcalde de La Laguna, Luis Yeray Gutiérrez y el director del Área de Vigilancia Volcánica del INVOLCAN, sismólogo y responsable científico del proyecto TFsismozon Luca D’Auria.

“No debemos olvidar que vivimos sobre volcanes”, ha indicado en el presidente del Cabildo de Tenerife Pedro Martín, y que por ello “debemos tener todas las radiografías posibles de la actividad que pueda producirse en nuestro entorno por si, en algún momento se llegara a producir una erupción sepamos cómo actuar y reducir las posibilidades de impacto sobre las personas y su entorno”. El presidente aseguró que este proyecto ofrece “una base de información riquísima que puede servirnos para adaptar planes, tomar medidas y estar preparado antes situaciones que no son imposibles en la isla”

Las medidas de este estudio se realizaron mediante el uso de sensores sísmicos de banda ancha. Durante esta campaña científica de tres meses han participado ocho estudiantes universitarios en prácticas procedentes de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y de las universidades británicas de Liverpool, Coventry y Plymouth.

El principal resultado de estas medidas es conocer la distribución espacial de la amplificación sísmica en la ciudad de Aguere dado su especial interés para los estudios de ingeniería geológica con fines de prevención frente al riesgo sísmico.

“La Laguna, desde el punto de vista patrimonial, puede decirse que es la ‘joya de la corona’ de la isla de Tenerife, así que comenzar estos estudios en la ciudad del adelantado es muy oportuno, porque nos aportará mucha información sensible aplicable a las políticas de planificación y gestión de ese patrimonio”, argumentó Luis Yeray Gutiérrez, alcalde de San Cristóbal de La Laguna.

Esta actividad científica se enmarca dentro del proyecto TFsismozon que pretende materializarse también en otras zonas urbanas de Tenerife. Este proyecto en la isla se ha iniciado con el municipio de San Cristóbal de La Laguna principalmente por dos razones. La primera es que en 2019 se celebró el 20 aniversario de la proclamación de la ciudad de Los Adelantados como Bien Cultural Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, y la segunda es que la ciudad se asienta sobre capas de sedimentos lacustres. Estudios previos, realizados con solo tres puntos de medida, evidenciaron la posibilidad de efectos de amplificación sísmica en el área urbana de la ciudad de los Adelantados.

“El objetivo principal del proyecto TFsismozon es realizar una microzonificación sísmica de zonas urbanas de la isla con la finalidad de evaluar la amplificación de la sacudida sísmica durante un terremoto, como consecuencia de las características geológicas y propiedades geotécnicas locales. A esto se denomina ‘efectos de sitio’. Los ‘efectos de sitio’ son, frecuentemente, los responsables principales de la distribución de los daños más importantes ocasionados por terremotos”, apuntó el director del Área de Vigilancia Volcánica del INVOLCAN, sismólogo y responsable científico del proyecto TFsismozon Luca D’Auria

Otra parte importante de un estudio de amplificación sísmica en áreas urbanas es la determinación de las frecuencias de oscilación de sus edificios. Por esta razón, en la segunda fase de este proyecto, que comenzará en breve, en la ciudad de Aguere, se realizarán medidas de frecuencia de oscilación en algunos edificios de interés público y cultural del casco urbano de La Laguna. Los resultados que se obtengan contribuirán a tomar todas aquellas medidas preventivas necesarias para fortalecer la mitigación ante potenciales daños que pudieran experimentar la riqueza patrimonial histórica urbana de San Cristóbal de La Laguna.

Related posts