11:04 pm jueves, 15 noviembre 2018

Native Flashradio V3

‘Nada que esconder’ Por Pedro San Ginés Gutiérrez

‘Nada que esconder’ Por Pedro San Ginés Gutiérrez

En estos días, quizá hayan podido leer en los medios de comunicación titulares como que ‘un Juez ordena llevarme a juicio por delitos de prevaricación’ como si saltaran todas las alarmas y se tratara de un alto delincuente. Entiendo que para una oposición oportunista, con el único propósito para esta isla que acabar políticamente conmigo, sea un jugoso titular al que interesa darle pantalla para sacarle rédito político, pero cuando gobiernas estás sometido a un sin fin de procesos judiciales y no dejan de ser trámites que hay que pasar.

Cuando hablo con la familia y mis amistades más cercanas, me comentan que no entienden el tema, que no saben de qué va y tengo la percepción de que poco importa. Pero, por si fuera de interés, me gustaría aprovechar este medio para explicarles lo mismo que les dije a ellos, porque no tengo nada que esconder. Es más, fui yo mismo quien envió a los medios de comunicación el auto del juez.

Verán. Una empresa privada ejercía de forma ilegal los servicios de suministro de agua a los vecinos de la zona de Montaña Roja (Playa Blanca); servicios como los que realiza actualmente Canal Gestión. Digo ilegal, porque en Lanzarote ninguna empresa privada puede hacer eso sin concesión.

Si tengo algo claro, es que estoy en la Presidencia para tomar decisiones. En esta vida hay que ser serio, firme y contundente; y lo que no podía hacer era dejar que eso siguiera sucediendo, que una empresa privada suministrara agua pública. De hecho, si no hubiera tomado una decisión, estaría haciendo dejación de funciones, prevaricar por omisión tal y como amenazaron en denunciar el Gobierno de Canarias y el Diputado del Común.

La causa por la que se me investiga es porque hay duda en el procedimiento que llevamos a cabo. Es decir, se duda si la parte administrativa está bien hecha. Nunca se me acusa de robar o malversar; era una causa administrativa entre una empresa privada y el Consejo Insular de Aguas.

Yo no soy técnico ni jurídico. Yo soy político que vine a tomar decisiones siempre con el respaldo, asesoramiento y apoyo de quienes me indicaron que se podía hacer así, pero entiendo que como máximo responsable de una institución tenga que asumir ciertas responsabilidades si se cuestionan las formas y no el fin.

Uno de mis principios cuando accedí a la Presidencia es que todos los ciudadanos de Lanzarote intentasen estar en igualdad de condiciones y lo que no podía permitir era que los vecinos de una zona de la isla tuvieran el agua más cara con una facturación ilegal. ¿Y al final qué supuso mi decisión?

Supuso que por fin 5.000 vecinos de Lanzarote tengan una facturación de agua legal y en igualdad de condiciones que el resto de vecinos de la isla y que gracias al convenio firmado con la empresa que reconoció su ilícita actividad, recibimos un canon de 400.000 euros anuales que nos han permitido entre otras cosas subvencionar el agua agrícola, ganadera y pesquera para que sea la más barata de Canarias.

Entonces, si la toma de decisión fue positiva y ha conseguido estos dos principales beneficios, ¿por qué un juez abre juicio oral? Porque hay un partido político que se ha personado en la causa (Podemos) y le dan el derecho a que me deba explicar. No hay acusación particular y la Fiscalía pide el archivo. Y no pasa nada. Tengo muchas ganas de ir, explicar el tema y cerrar el capítulo.

Desgraciadamente me esperan unos meses donde saldrán miles de detractores a mi candidatura pero me enfrento a ello con serenidad, tranquilidad, firmeza y convicción, con más ganas que nunca.

Muchas gracias a mi formación por el apoyo y a quienes se han molestado en leer estas palabras.