Parlamento de Canarias pide no bajar la guardia y luchar contra desigualdad

 

Santa Cruz De Tenerife, 8 mar (EFE).- El Parlamento de Canarias ha pedido este martes que no se baje la guardia y se luche por la desigualdad que continúa entre mujeres y hombres para así lograr «una sociedad justa e igualitaria».

La vicepresidenta primera del Parlamento canario, Esther González, ha leído una declaración institucional con motivo de la conmemoración, este 8 de marzo, del Día Internacional de las Mujeres, en la que la cámara lamenta «una realidad tristemente evidente», que es la desigualdad.

Aunque con el paso de los años han sido muchos los logros alcanzados, la desigualdad continúa siendo un hecho que exige no bajar la guardia y requiere aún de mucho trabajo con la implicación de instituciones, entidades de los distintos ámbitos y sociedad en general, ha señalado.

Ha alertado de que la pandemia ha traído consigo duras consecuencias socioeconómicas y laborales que se han cebado más en las mujeres que en los hombres, con consecuencias desproporcionadas en aquellas en situaciones de mayor vulnerabilidad.

Asimismo, ha denunciado que desde el comienzo de la pandemia, la violencia machista se ha intensificado debido a las restricciones derivadas de las medidas sociosanitarias.

Se ha referido a las mujeres especialmente vulnerables que sufren una doble discriminación, entre ellas mujeres con discapacidad, transexuales, lesbianas, bisexuales, mujeres mayores, mujeres migrantes, mujeres en situación de pobreza, mujeres que sufren violencia de género o mujeres en contextos de guerra.

Ha destacado que las personas desplazadas por las guerras son, en su mayoría, mujeres y niñas, «las grandes invisibles de los conflictos bélicos».

Según la Organización de Naciones Unidas, las últimas guerras se han caracterizado por el alto nivel de violencia contra ellas, con situaciones límite como aquellas donde la violencia sexual se utiliza como arma, ha agregado.

Además, ha valorado la contribución de mujeres y niñas a la construcción de un futuro más sostenible y sus esfuerzos para la mitigación del cambio climático, «uno de los principales desafíos mundiales que afrontamos en la actualidad».

El Parlamento ha reiterado que se mantiene del lado de los valores sobre los que construir un mundo más pacífico y solidario y ha resaltado el rol activo y decisivo de las mujeres que trabajan por una cultura de la paz.

La cámara regional apuesta, frente a la infrarrepresentación de las mujeres en las instituciones, por su participación efectiva en la vida pública.

Ha reclamado mayores esfuerzos desde todos los ámbitos para avanzar en políticas que faciliten la igualdad de oportunidades, donde la igualdad salarial se convierta en una realidad que rompa todos los techos de cristal.

Según el Parlamento, casi el 70 por ciento de los empleos a jornada parcial los desempeñan mujeres quienes, además, continúan ocupándose de los cuidados de familia y casa de manera sistemática.

La declaración institucional ha reiterado su «más firme condena» a cualquier manifestación de violencia machista que atenta contra los derechos humanos y las libertades de las mujeres.

Ha reconocido la labor del movimiento feminista, a tantas organizaciones de mujeres que «engrandecen» cada día el significado de la palabra “igualdad”, que luchan contra los estereotipos, a favor del liderazgo femenino y de la defensa de los derechos de todas las mujeres del mundo.

También ha puesto en valor el papel «indiscutible» que la mujer ha desarrollado a lo largo de la historia en cuanto a su contribución al desarrollo de las sociedades.

Con motivo de la celebración del día de la mujer, ha insistido en el papel esencial de la educación en materia de igualdad, así como de la concienciación y el reforzamiento de medidas integradoras.

La cámara ha defendido también el empoderamiento y seguridad de las mujeres y niñas para que puedan contar con oportunidades idénticas a las de los hombres.

Por último, ha hecho hincapié en que la lucha feminista está a favor de la consolidación de los valores democráticos.

«La respuesta a quienes buscan romper el consenso y enfrentar a la sociedad instrumentalizando la igualdad no puede ser otra que la unidad y la defensa de esos valores», ha apostillado. EFE

Ir arriba