1:46 am martes, 22 mayo 2018

Native Flashradio V3

Una exposición de fotografía artística retrata en 26 escenas la magia del edificio y los jardines del Museo Municipal de Arucas

Una exposición de fotografía artística retrata en 26 escenas la magia del edificio y los jardines del Museo Municipal de Arucas

Las Palmas de Gran Canaria, 2 de mayo de 2018.- Los museos y las artes se encuentran y dialogan entre sí. La Casa-Museo León y Castillo, centro del Cabildo de Gran Canaria en Telde, acoge la exposición fotográfica ‘Visiones del Museo Municipal de Arucas. Susurros del pasado’, una original carta de presentación de la calidad arquitectónica del edificio y de la belleza de su entorno natural a través de 26 escenas caracterizadas por su perspectiva mágica y diferente.

La muestra que se inaugura este jueves, 3 de mayo, a las 20.00 horas, es fruto de siete meses de trabajo dirigidos por el fotógrafo artístico Bernard Doughty, quien describe el resultado como “la culminación de una mirada artística del museo y sus jardines, basada en los tiempos del pasado cuando la casa era privada”.

“No es un acontecimiento histórico, sino una visión ecléctica con la que intento reflejar la voz del entorno; es decir, lo que cada rincón me está diciendo con una buena dosis de fantasía”, añade Doughty. La muestra se podrá visitar de manera gratuita hasta el próximo 31 de mayo de martes a domingo, entre las 10.00 y las 18.00 horas, y forma parte del intenso programa organizado por la Consejería de Cultura del Cabildo con motivo de la celebración a lo largo de todo el mes del Día Internacional de los Museos.

El   Museo   Municipal   de   Arucas   se   emplaza   en   el   interior   de   los   jardines más emblemáticos del casco antiguo. Se trata de la antigua Casa del Mayorazgo edificada a principios del siglo XIX y adquirida por Alfonso Gourié Álvarez en 1859, siendo habitada por   sus   descendientes   hasta   los   años   setenta   del   siglo   veinte,   cuando   el  Ayuntamiento compra   la   edificación   para   su   actual   destino,   así   como   los   terrenos   cercanos.

Utilizando este espacio señorial y vernáculo, se planteó la realización de un museo, por lo que se realizaron obras de ampliación de salas para  generar un   recorrido interno. Las primeras exposiciones se realizaron hacia 1980, pero será a partir de 1994, cuando el Museo Municipal alcanza una gran proyección   artística con la creación de sus salas expositivas, tanto las itinerantes dedicadas a exposiciones de artistas  como   las   permanentes destinadas  a  la colección   de obras de artistas reconocidos a nivel internacional, de origen aruquense o vinculados con esta Ciudad.

La historia de este singular edificio ha sido motivo de estudio por parte de especialistas que nos hablan de sus características arquitectónicas y de su etapa como Museo. Pero, también, de sus moradores, Alfonso Gourié y de su descendencia, así como su   vinculación   en   el   desarrollo   económico   de   Arucas.

A estos datos, reflejados  en ‘Visiones del Museo Municipal de Arucas’  se une   la información oral de algunos trabajadores de la casa, de unos pocos   descendientes y de la propia ciudadanía, que aportan también un halo de misterio al lugar gracias a la difusión de una serie de leyendas.